"La historia de las guerras
es la historia de la humanidad."
El Corrido del Señor General Ricardo Morales


-El General Ricardo Morales sentado al centro de los miembros de su cuartel general-

A sugerencia de un amigo mío, que ni siquiera mexicano es, les presento algunos de los documentos y el Corrido del General Ricardo Morales Morales, mi bisabuelo. No es mi objetivo el hacer un estudio histórico, ni exaltar el valor del papel desempeñado por mi ancestro, simplemente es una presentación de cosas que sobrevivieron al paso de los años. –Ignacio Romero-

Cuentan los tíos abuelos que el General sirvió a la causa revolucionaria bajo el mando de Venustiano Carranza, terminó el conflicto como General de División pero al pasar a formar parte de la fuerzas regulares fue degradado a General de Brigada. Sirvió nuevamente en la guerra Cristera combatiendo contra los rebeldes y se retiró del servicio activo a mediados de los años 30`s. Se dice que en los registros de Coatepec, Veracruz, están los registros del servicio de la Brigada Ricardo Morales.


-Comunicado de Novedades escrito por el General Ricardo Morales durante la guerra Cristera fechado el 6 de Noviembre de 1927-

*CORRIDO DEL SEÑOR GENERAL RICARDO MORALES*

Voy a cantar un corrido;
Señores, pongan cuidado;
El caso que le pasó
Al General Don Ricardo.

El Diecisiete de Junio
Fue Fecha muy señalada;
Sin darse cuenta ninguno
La cueva estaba sitiada.

Su compadre lo entregó
Que se llamaba Don Julio
Por temor que lo mataran
Éste infelíz se vendió.

Diez mil pesos le ofrecieron
Para que hiciera la entrega;
Con gusto los aceptó
Y derecho se fue a la cueva.

Jácome subió a la cueva
Mandado por los federales
A darse una cuenta exacta
Si se encontraba ahí Morales.

Con un valor desmedido
Morales le dijo a Jácome:
Retírate vil traidor;
Lo que no quiero es matarte.

Tan luego que se bajó
Dio cuenta a los federales:
Mi compadre está en la cueva,
Determinen bien sus planes.

Eran las cinco y tres cuartos
Aclarando la mañana
Hicieron bien sus repartos
Haciendo descargas cerradas.

¡Viva nuestro regimiento!.....
(gritaban los federales)
Por que éste es el momento
Que se le llegó a Morales.

Morales les contestó
Sin asombro ni temor:
No le tengo miedo a nada;
Lo que me sobra, es valor.

Los jefes muy animados
A cumplir con su deber
De acuerdo con los soldados
Para poderlo vencer.

Todos sus amigos leales
Estaban muy alarmados
Al saber que ya a Morales
Lo tenían muy bien sitiado.

A la una de la tarde
El fuego seguía nutrido;
Decía con valor Morales:
¡Mejor muerto y no rendido!

Berlanga como a las tres
Pidió refuerzo, es muy cierto
Y dando cuenta a la vez
Que tenía catorce muertos.

Llegó el parte en ese día
Y luego llegó el refuerzo
Porque a Morales pedían
Fuera vivo o fuera muerto.

Con mil hombres lo atacaron
En la cueva donde estaba
Y el solito les peleó;
¡Ni siquiera se asoleaba!

El les hacía resistencia
Estando ya muy herido:
¡Mejor pierdo la existencia!
¡Verme muerto y no rendido!

Curzain, Berlanga y Zejudo
Todas sus fuerzas reunieron
Y Morales como pudo,
Cuando se fue ni lo vieron.

Tramaron bien entre todos
Para hacerle la derrota
Y quedaron como el bobo:
¡Todos abrieron la boca!

Eran las diez de la noche;
El fuego seguía nutrido
A esas horas se salió
Sin que lo hubieran sentido.

Una carta les dejó
A donde les explicaba
Por lo que se levantó
Y la bandera que – peleaba.

A la mujer le explicó
Con palabras halagüeñas
Que al otro día al amanecer
Pusiera una contraseña.

El dieciocho, amaneció
Un paño blanco tendido
Que la mujer extendió
Y el fuego fue suspendido.

Al ver contraseña blanca
Se decían los generales:
Qué dichosa ésta barranca
Donde se rindió Morales.

Una escolta fue nombrada
Para bajar a Morales:
Lo traen bien asegurado,
¡Ya lo saben oficiales!.

A la cueva se subieron
Sin que el jefe apareciera
Y ahí sus órdenes dieron:
¡Que a la mujer aprehendieran!

A Teocelo la llevaron
A dar sus declaraciones,
Y a Veracruz la mandaron
Al jefe de operaciones.

Ya con ésta me despido
Cortando flores y azahares:
Aquí se acaba el corrido
De Don Ricardo Morales.


-Copia del Corrido conservado por la familia Leal Morales-


-Cartas propiedad de la Familia Leal Morales-


-Nomina de la Brigada Ricardo Morales-

Todos los documentos presentados fueron hallados en un contenedor metálico en la casa de mis abuelos. Dicho contenedor tenía un ejemplar de la nómina de la Brigada Ricardo Morales, algunos ejemplares de billetes, el corrido del General y las cartas arriba presentadas. Muchas otras cosas están dispersas en las casas de otras partes de la familia, otras tantas se perdieron; espero que éste pequeño artículo sirva para recordar a los que pelearon y murieron por un ideal Mexicano.


-Canana del General fabricada en piel con bordados de hilo de plata-

Volver al listado de artículos
1er Congreso de Historia MilitarGunther Prien en los museosSistema de Apartado
Síguenos en nuestras redes sociales
Inicio Desde la trinchera el abc de la WWII Exclusivos de GPM