"La historia de las guerras
es la historia de la humanidad."
Día de la Victoria en Europa

-Discurso de Sir Winston Churchill-

  ”Ayer en la madrugada a las 2:41 en el cuartel general: el general Jodl, representante del alto mando alemán y el gran almirante Dönitz, cabeza de estado designado, han firmado la acta de rendición incondicional de todas las fuerzas alemanas en tierra, mar y aire en Europa a las Fuerzas Aliadas Expedicionarias; así como al alto mando Soviético.

   El general Bedell Smith, jefe de staff de la Fuerza Expedicionaria Aliada y el general Francois Sevez firmaron el documento por parte del Comando Supremo de las Fuerzas Aliadas Expedicionarias y el general Susloparov firmaron por parte del alto mando ruso.

   Hoy, éste acuerdo será ratificado y confirmado en Berlín, a donde el Mariscal del Aire Tender, representante del comandante supremo de las Fuerzas Aliadas Expedicionarias, y el general de Lattre de Tassigny firmarán por parte del General Eisenhower. El Mariscal Zhukov firmará por parte del alto mando soviético. Los representantes alemanes serán el Mariscal de Campo Keitel, jefe del alto mando y los comandantes en jefe del ejército, armada y fuerzas aéreas.

 

    Las hostilidades terminarán oficialmente un minuto después de la medianoche de ésta noche (martes 8 de mayo de 1945), pero en interés de salvar vidas el “Cese al fuego” comenzó ayer a ser proclamado a lo largo de todo el frente y nuestras queridas Islas del Canal también han sido liberadas hoy.

   Los alemanes siguen resistiendo a las tropas rusas en algunos lugares, pero deberán desistir de continuar depués de la medianoche, de lo contrario se privarán de de la protección de las leyes de guerra y serán atacadas sin cuartel por las tropas aliadas. No es de sorprender que en largos frentes y por el gran desorden existente en las filas del enemigo las órdenes del Alto Mando Alemán no puedan ser obedecidas inmediatamente. Esto no, en nuestra opinión, con el mejor consejo militar a nuestra disposición, constituye una razón para retirar de la nación los hechos comunicados por el General Eisenhower sobre que la firma de la rendición incondicional ya se ha firmado en Rheims; por lo que no impedirá que mañana celebremos el hoy y mañana los días de Victoria en Europa.



Hoy, quizá, pensaremos principalmente en nosotros mismos. Mañana les daremos un tributo particular a nuestros camaradas rusos, cuyos progresos en el campo de batalla han sido una de las grandes contribuciones para la victoria general.

 


   La guerra con Alemania entonces ha terminado. Después de años de intensa preparación, Alemania invadió Polonia a principios de 1939 y, en compromiso con nuestra garantía a Polonia y en acuerdo con la República Francesa, la Gran Bretaña, el Imperio Británico y la Commonwealth de Naciones declararon la guerra por ésta deshonesta agresión. Después de que la valiente Francia había sido derrotada, nosotros desde ésta isla y desde nuestro Imperio unido mantuvimos la lucha solos durante un año hasta que se nos unió el poder militar de la Rusia Soviética y después el aplastante poder y recursos de los Estados Unidos de América. Finalmente casi todo el mundo estuvo combinado contra los malvados quienes hoy se hayan postrados frente a nosotros. Nuestra gratitud a nuestros espléndidos aliados va desde nuestros corazones en ésta isla y a través del Imperio Británico.



   Nos permitiremos un pequeño periodo de regocijo, pero no olvidemos por un momento los esfuerzos que aún vendrán. Japón, con toda su traición y avaricia permanece sin control. Las heridas que ha inflingido a la Gran Bretaña, los Estados Unidos y otros países por sus detestables crueldades piden justicia y retribución. Ahora debemos enfocar todas nuestras fuerzas y recursos para completar nuestra tarea en casa y en ultramar. Avanza Britannia! Larga vida a la causa de la libertad!. Dios Salve al Rey!”


 

-Discurso de Joseph Stalin-

”Camaradas! Hombres y mujeres compatriotas!    El gran día de la victoria sobre Alemania ha llegado. La Alemania Fascista, arrodillada por el Ejército Rojo y las tropas de nuestros aliados, se ha reconocido derrotada y a declarado su rendición incondicional.

    El 7 de mayo el protocolo preliminar de la rendición fué firmado en la ciudad de Rheims. El 8 de mayo representantes del Alto Mando Alemán, en la presencia de representantes del Supremo Comando de las Tropas Aliadas y el Supremo Mando de las Tropas Soviéticas, firmaron en Berlín el acto final de la de la rendición, la cual se ejecutará a las 24:00 del 8 de mayo.

   Estando conscientes de los hábitos lobeznos de los líderes alemanes, quienes dan importancia a los tratados y acuerdos como vacíos pedazos de papel, no tenemos razón de confiar en sus palabras. Sin embargo, ésta mañana, al seguir el acto de rendición, las tropas alemanas comenzaron a bajar sus armas y rendirse en masa. Éste no es más un pedazo de papel sin valor, es la verdadera rendición de las fuerzas armadas de Alemania. Ciertamente un grupo de tropas alemanas en el área de Checoslovaquia siguen evadiendo la rendición, pero confio en que el Ejército Rojo será capáz de hacerlos entras en razón.




   Ahora podemos asegurar con completa justificación que el histórico día de la derrota final de Alemania, del día de la gran victoria de nuestro pueblo sobre el imperialismo alemán ha llegado.



   Los grandes sacrificios que hicimos en el nombre de la libertad y la independencia de nuestra patria, las incalculables privaciones y sufrimientos experimentados por nuestra gente durante el curso de la guerra, el intenso trabajo en el frente y la retaguardia, puestos en el altar de la patria no han sido en vano y han sido coronados por una completa victoria sobre el enemigo. La larga lucha de los pueblos eslavos por su existencia y su independencia ha terminado en la victoria sobre los invasores alemanes y la tiranía alemana. Por lo tanto el gran estandarte de la libertad de los pueblos y la paz entre los pueblos ondeará sobre Europa.




   Hace tres años hacia todos los que lo quisieran oír que sus objetivos apuntaban a un desmembramiento de la Unión Soviética y la anexión del Caúcaso, la Ucrania, Bielorusia, el Báltico y otras áreas. Él declaró gallardo: “Destruiremos Rusia para que nunca más se vuelva a levantar”. Esto fue hace tres años. Sin embargo, las locas ideas de Hitler no lograron cristalizarse, el progreso de la guerra hizo que se desvanecieran en los vientos. El hecho es que Alemania ha sido completamente derrotada. Las tropas alemanas se están rindiendo. La Unión Soviética está celebrando la victoria y no planeamos desmembrar ó destruir a Alemania.





   Camaradas!. La Gran Guerra Patriótica ha terminado con nuestra completa Victoria. El periodo de la Guerra en Europa ha terminado. El periodo de un pacífico desarrollo ha dado inicio!.
   Los felicito por la Victoria, mis queridos hombres y mujeres compatriotas!.



   Gloria a nuestro heróico Ejército Rojo que mantuvo la independencia de nuestra patria y ganó la Victoria sobre el enemigo!.
   Gloria a nuestro grandioso pueblo, el pueblo victorioso!.
   Eterna gloria a los héroes  que cayeron en la lucha contra el enemigo y dieron sus vidas por la libertad y felicidad de nuestro pueblo!.” 



-Discurso de Karl Dönitz-

   8 de mayo de 1945.

   “Hombres y mujeres alemanas:

   Cuando me dirigí a la nación alemana el 1º de mayo para informarles que el Führer me había nombrado su sucesor, dije que mi principal tarea era la de salvar vidas del pueblo alemán. Para lograr éste objetivo, le ordené al Alto Mando Alemán durante la noche del 6 al 7 de mayo que firmaran la rendición incondicional en todos los frentes.


   El 8 de mayo a las 23 horas (11 p.m.) las armas callarán.

   Los soldados alemanes, veteranos de incontables batallas, están ahora en el camino amargo de la cautividad y así hacen el último sacrificio para nuestros niños y mujeres, por el futuro de nuestra nación.


   Oramos por todos aquellos que han caído. Me he jurado a mí mismo y al pueblo alemán que en los tiempos venideros de necesidad ayudaré valerosamente a las mujeres y a los niños, tánto como sea humanamente posible, para aligerar sus condiciones. Lo que no sé es si esto será posible.



 

   Debemos encarar los hechos como son. La unidad del estado y del partido ya no existe. El partido ha abandonado de escena todas sus actividades.



   Con la ocupación de Alemania, el poder ha sido transferido a las autoridades de ocupación. Queda en ellos el confirmarme en mis funciones y el gobierno que he designado ó decidir si nombran algún otro.



   Deberé ser requerido para ayudar a nuestra patria?. Permaneceré en mi puesto.




   Deberá la voluntad del pueblo alemán expresarse en la selección de una cabeza de estado?. Deberán los poderes de ocupación hacerme imposible el continuar en mi oficina, ya se verá.



   El deber me mantiene en mi difícil puesto por el bien de Alemania. No permaneceré una hora más de lo necesario de lo que pueda ser reconciliado con la dignidad del Reich. En éste asunto ignoraré mis necesidades personales.



   Todos nosotros debemos enfrentar un camino difícil. Tenemos que superarlo con dignidad, valor y disciplina todo aquello que demanden de nosotros y que han sacrificado todo por nosotros. Debemos superarlo con grandes esfuerzos para crear una firme base de nuestras vidas futuras.





   Caminaremos unidos. Sin ésta unidad no seremos capaces de superar la miseria de los tiempos venideros. Caminaremos con la esperanza de que un día nuestros niños puedan llevar una libre y segura existencia en una pacífica Europa. En éste tortuoso camino, que todos tendremos que andar, trataré de ayudarles tánto como sea posible, deberé permanecer en mi puesto. Deberemos tener éxito al superar éste camino juntos, éste paso será un servicio para la nación y para el Reich.


Volver al listado de artículos
1er Congreso de Historia MilitarGunther Prien en los museosSistema de Apartado
Síguenos en nuestras redes sociales
Inicio Desde la trinchera el abc de la WWII Exclusivos de GPM